Cuándo buscar la escalabilidad de un negocio

escalabilidad de un negocioHoy quisiera tocar un tema relacionado con el crecimiento del negocio. El objetivo último de cualquier empresa es el éxito después de buscar un crecimiento sostenible, es decir, seguir ganando dinero accediendo a nuevos mercados, mediante nuevos productos, funcionalidades u otros elementos.

Pero ¿cómo sabemos si ya estamos preparados para buscar la escalabilidad de nuestro negocio? Veamos algunas formas de saberlo.

Algunas preguntas antes de buscar la escalabilidad

 “La prisa mata a las startups”. Probablmente has oído esta frase, al igual que esta otra: “El inmovilismo y la no actuación hace imposible el crecimiento de una empresa”. ¿Te suenan? Ambas son ciertas: por un lado, quemar etapas es muy malo para toda empresa -como en cualquier ámbito de la vida-; por el otro, querer ir demasiado rápido también: por ejemplo buscando aumentar la notoriedad de tu marca -y, por tanto, el crecimiento- sin estar seguros de que tu producto tiene un engagement adecuado (es decir, que se usa realmente lo que te aporta dinero dentro de las funcionalidades). Entonces, ¿cuándo debemos buscar la escalabilidad de un negocio?

Lo que recomendable es buscar la escalabilidad en el momento en que ya te has asegurado que las “partes” de tu producto que te dan dinero son las más utilizadas o, por lo menos, que son utilizadas como tu quieres, aportándote esta entrada de dinero que te asegura, cuanto menos, cubrir tus costes.

Factores que indican que puedes buscar la escalabilidad

Como sabrás si sigues este blog, un primer factor que considero realmente importante es no engañarte a la hora de medir. Escoger las métricas adecuadas para el seguimiento de tu negocio es vital. Dicho esto, a continuación te expongo algunos indicadores que puedes utilizar para determinar que estás en el buen camino para poder pasar a la etapa de escalabilidad de tu negocio. Obviamente, no se tienen que dar todos a la vez, sino que nos lo debemos tomar como indicadores positivos que hacen pensar que podemos ser escalables:

  • Breakeven en costes variables: Cuando lo que te estás gastando para adquirir nuevos clientes es menor de lo que estás ganando de ellos.
  • Breakeven de cliente: Cuando el tiempo en que un cliente te aporta dinero (lo que se conoce como Customer Lifetime Value) te permite superar el coste de adquisición de dicho cliente. En otras palabras, cuando el Customer Lifetime Value es superir al Coste de Adquisión.
  • Breakeven de EBITDA: Cuando tienes beneficios antes de deducir los intereses, impuestos, depreciaciones y amortizaciones.  Es el beneficio bruto de explotación calculado de haber deducido los gastos financieros.
  • Breakeven de hibernación: En este caso no se trata de un indicador en sí mismo, sino un estado en que pretende reducir la empresa al mínimo, sin gastar dinero en marketing ni en otras formas de obtener notoriedad ni facturación más allá del boca-oreja. Si consigues hacerlo, es decir, tener una mínima estructura de costes fijos, sin gastar dinero ni en marketing ni en costes variables y sigues creciendo, estás en un camino realmente bueno.

Como he apuntado antes, estos factores son solamente indicadores, por lo que en ningún caso te aconsejo precipitarte, aunque uno de ellos se cumpla. El hecho de conseguir que alguno de ellos se mantenga en el tiempo es todo un éxito, pero debes tener en cuenta todo lo demás. Tú eres quien mejor conoce tu negocio.


Aprende Inbound Marketing

,

2 Responses to Cuándo buscar la escalabilidad de un negocio

  1. patricia at #

    Interesante articulo!!

    Éxitos con el blog!

    Patricia
    Agencia de marketing digital

  2. Hola Patricia,

    gracias por el comentario.

    Un saludo,

    Roger

Deja un comentario