Reputación online y derecho al olvido

derecho al olvido

Imagen: antena3.com

Hoy quisiera tratar un tema sobre reputación online y derecho al olvido. Es decir, sobre al derecho que tenemos -o no- a la privacidad en internet en realidad. De hecho, una nueva herramienta para la reputación digital ha nacido a raíz de una sentencia del Tribunal de Justicia de la Unión Europea del pasado mes de mayo de 2014. Concretamente, se trata de la sentencia de 13 de mayo de 2014 que enfrentó a Google y a la Agencia Española de Protección de Datos ante la máxima instancia judicial europea, el Tribunal de Justicia de la Unión Europea.

¿Qué es el derecho al olvido?

En dicha sentencia se reconoció el derecho de los ciudadanos europeos de dirigirse a los buscadores de Internet para solicitar la retirada de determinados resultados que pudieran serles perjudiciales en base a situaciones personales, siempre que estos resultados hicieran referencia a personas físicas y se dieran ciertos requisitos. Esto es lo que se ha venido a llamar como derecho al olvido.

Este derecho al olvido se ha convertido en una nueva herramienta para los que se dedican a la reputación online ya que les permite, en el caso de que puedan acogerse a este derecho, eliminar de los buscadores esa información incómoda que les pueda molestar a sus clientes, por lo que no solo van a trabajar en construir una reputación adecuada y respetada sino también a hacer desaparecer la perjudicial.

Derecho al olvido con matices

De hecho, escribí un artículo hace unos meses sobre si realmente Google asegura el derecho al olvido o no, precisamente por la ambigüedad que presenta en algunos aspectos. En este sentido, este derecho solo se pueden acoger las personas físicas y nunca las empresas u organizaciones, por lo que este sería un límite importante a tener en cuenta para los que se dediquen a la reputación en Internet. Del mismo modo, aunque nos encontremos ante personas físicas, también será necesaria la concurrencia de un elemento temporal, a saber, que haya pasado cierto tiempo desde la publicación de la información. En la actualidad no hay un consenso con respecto a cuánto tiempo debe transcurrir para que la petición de eliminación de un resultado prospere y será complicado establecer reglas generales, ya que este derecho requiere siempre el estudio de cada caso por separado e individualizado, siendo muy peligroso establecer criterios generales en este ámbito.

Como comenté en su día, para ejercer este derecho al olvido en Internet, los principales buscadores -como Google, Yahoo! o Bing- ya han dispuesto unos formularios concretos para que los ciudadanos que lo deseen puedan poner en conocimiento del buscador sus especiales circunstancias para retirar esos resultados negativos, quedando ya en manos del buscador decidir si procede o no con la retirada. De momento estos formularios solo permiten ejercer este derecho a los ciudadanos europeos, excluyendo la posibilidad de solicitar la retirada de un resultado al resto de ciudadanos.

Google retira el resultado no deseado solo de la versión local del buscador

Además, en el caso concreto de Google, la retirada de estos resultados lo realiza únicamente de la versión local del buscador del afectado. Esto significa -poniendo un ejemplo- que si es una persona de nacionalidad francesa quien solicita retirar un resultado, en el caso de que fuera estimado, solo desaparecería de la versión francesa del buscador y no del resto de versiones. Este comportamiento está siendo estudiado por las autoridades europeas porque podría no ser acorde a la legislación actual.

En cualquier caso, en el supuesto de que el buscador denegara esa solicitud, el ciudadano siempre podrá acudir a la Agencia Española de Protección de Datos para que determine si procedía o no retirar el resultado, y en el caso de que sí procediera, requerir al buscador que lo haga.

Polémica por la Sentencia europea

En cualquier caso, esta sentencia del Tribunal de Justicia de la Unión Europea ha sido vista, con argumentos relativos a la libertad de expresión e información, como un posible mecanismo de censura en Internet, que permitirá ocultar información de relevancia pública (como de políticos, delincuentes, etc) de los buscadores, impidiendo por tanto que los ciudadanos puedan acceder a información de interés público. Es pronto, no obstante, aventurarse a valorar cómo será utilizado este derecho y si, en efecto, podrá ser utilizado de forma abusiva o, por el contrario, existirán criterios razonables en su aplicación práctica.

Y tú, ¿qué piensas sobre el tema? ¿Crees que la Sentencia es algo positivo o negativo desde el punto de vista del ciudadano de a pie? Será un placer que compartas lo que opines 🙂


Aprende Inbound Marketing


Valoración
Fecha de valoración
Artículo valorado
Reputación online y derecho al olvido
Valoración del artículo
5

, , , , ,

No comments yet.

Deja un comentario